martes, febrero 27, 2024

Buenas Videntes permite encontrar buenas videntes en Madrid

No te puedes perder

Las videntes en Madrid se pueden clasificar en dos grandes grupos, las profesionales y las que solo buscan sacar dinero a sus clientes. Es muy fácil caer en la trampa de estafadores que prometen dar respuestas sin contar con el don de la clarividencia. Estas personas pueden ser identificados por la manera en que trabajan.

Los llamados gabinetes de videntes son sitios que ofrecen el servicio de tarot y clarividencia como si se tratara de un centro de atención al cliente. Las supuestas videntes se reúnen en un centro y son separadas por cubículos para atender por teléfono en una modalidad de call center donde todos los colaboradores están mezclados interrumpiéndose con sus charlas y evitando que se concentren.

Las profesionales de la clarividencia como las que forman Buenas Videntes saben que para poder desarrollar su don necesitan de un espacio idóneo, además de que el talento que poseen para lanzar el tarot es innato y no adquirido como se pretende hacer suponer en estos gabinetes.

¿Cómo distinguir a una vidente de gabinete?

Es evidente que al ser atendido por una vidente de gabinete se escucharán otras voces de fondo y una experta en la materia necesita de su espacio privado. Si un solo sitio alberga a muchas tarotistas es posible que se trate de un gabinete. Si se le suma el hecho que la vidente divaga mucho evitando dar respuestas concretas y concisas con la aparente intención de consumar más tiempo en una llamada telefónica, se podría hablar de una acción de riesgo por parte de una falsa profesional. Estas personas se distinguen por hacer muchas preguntas innecesarias y ofrecer obviedades.

Diferenciar a las videntes auténticas

Las videntes verdaderas no se rigen a la lectura de un guion preestablecido. Suelen ser personas independientes o que se reúnen sin temor de mostrar el número y nombre de sus miembros, poniendo en práctica su don además de saber interpretar el tarot

Una forma de distinguir a una vidente verdadera en Madrid es conocer su historia. Es usual que hayan heredado el don de sus antepasados, sobre todo de madres y abuelas y que su carrera se inicie de forma presencial y dispongan de una línea telefónica para estar siempre accesible a sus clientes. Además, son más económicas que las de gabinete. Dentro de un ambiente íntimo, estas se destacan por brindar atención personalizada con aciertos sinceros, sin prometer falsas alegrías.

En Buenas Videntes se pueden hallar profesionales como Isabel Romero, que a través de su don es capaz de tener clarividencia en amor y sentimientos. También ofrecen soluciones a problemas de trabajo y familiares y son expertas en tarot y astrología que están a disposición las 24 horas del día.

Más artículos

Asesoría a la Inversión Extranjera en Chile sobre los beneficios tributarios a la inversión extranjera en Chile

Actualmente, la dinámica empresarial, atravesada por la constante búsqueda...

Últimos artículos