domingo, marzo 3, 2024

Vicen Montserrat explica la transformación humana a través de Trika y la bioenergética integrativa

No te puedes perder

En una entrevista exclusiva, Vicen Montserrat profundiza en cómo su metodología Trika y la bioenergética integrativa pueden catalizar una transformación profunda y una reconexión con la esencia humana.

En un mundo donde, como tú dices, estamos domesticados, ¿es realmente posible para el ser humano lograr una transformación profunda y reconectarse con su esencia más auténtica?

Sí, es cierto que vivimos en un sistema que en muchos sentidos va en contra de nuestra naturaleza intrínseca, como si estuviéramos domesticados. Liberarnos completamente de esta domesticación es un proceso largo y complejo. Creo que no es solo un desafío individual, sino también un viaje colectivo. Necesitamos trabajar juntos como especie para volver a conectar con nuestra verdadera naturaleza, orgánica y salvaje. A pesar de los desafíos, mi experiencia conmigo mismo y con mis alumnos me hace ser optimista. He visto que, con entrega al proceso y el acompañamiento adecuado, es posible iniciar este camino de transformación y lograr cambios significativos en cómo nos sentimos, nos relacionamos y vivimos.

Para aquellos que no están familiarizados, ¿podrías explicar los principios básicos de la bioenergética integrativa y cómo se diferencia de otras terapias psicocorporales?

La bioenergética integrativa se centra en el desarrollo de capacidades internas más que en la eliminación de síntomas como la ansiedad o la tensión muscular. Nuestro enfoque es constructivo, buscando desplegar el núcleo de nuestra naturaleza humana, lo que simbólicamente llamamos ‘corazón’, en lugar de centrarnos en la ‘coraza’ de tensión que se forma al vivir desconectados de nuestra esencia.

Has desarrollado Trika, una metodología única basada en la bioenergética integrativa. ¿Podrías contarnos más sobre los orígenes de Trika y qué la hace especial en comparación con otras prácticas?

Trika es el resultado de integrar técnicas terapéuticas psicocorporales con prácticas de tradiciones ancestrales, como el tantra no dual, y considerar al ser humano en su contexto histórico y social. Esta metodología no solo aborda nuestras problemáticas como seres vivos y orgánicos, sino que también fomenta el despliegue de nuestros potenciales humanos en un sistema social desconectado de nuestra naturaleza.

¿Cómo ayuda Trika a las personas a superar sus limitaciones y expandir sus horizontes de autoconocimiento y vida?

Trika representa una revolución interna, transformando profundamente cómo percibimos el mundo y a nosotros mismos. Partimos de la premisa de que somos el producto de nuestras prácticas habituales. Si vivimos desconectados y mecánicamente, eso se refleja en nuestro ser. Trika nos invita a practicar y desarrollar cualidades humanas más profundas, como la sensibilidad orgánica y la conexión auténtica, lo que nos permite experimentar el mundo de una manera más rica y plena.

Nos interesa saber cómo se desarrollan las sesiones de Trika. ¿Podrías describir una sesión típica y cómo facilitas el proceso de transformación en tus alumnos?

Cada sesión de Trika se desarrolla en tres fases: comprensión, movimiento e integración. Comenzamos con una fase de comprensión, donde reflexionamos sobre lo que significa estar vivo y ser profundamente humano. Luego, nos sumergimos en el movimiento, una experiencia integral que despierta la conciencia del cuerpo, la energía y las emociones. Finalmente, integramos la vivencia, conectando la teoría con la experiencia práctica. Este enfoque completo y transformador es lo que permite a los participantes ir desplegando su auténtica humanidad.

¿Cuáles son algunos de los beneficios más significativos que han experimentado las personas que han participado en el programa Trika?

Los alumnos de nuestra formación experimentan una transformación notable. El primer paso esencial es la reconexión con el cuerpo y las sensaciones, lo que permite a los participantes salir del modo mental y mecánico de funcionar y ampliar su experiencia de vida. A medida que avanzan en el programa, descubren que no son solo un cuerpo y una mente, sino que emerge algo que simbólicamente llamamos ‘corazón’: una calidez y vitalidad que se refleja en su mirada y en su forma de relacionarse con los demás. Es un proceso de redescubrimiento, donde aspectos ocultos o reprimidos de su ser emergen para expresar un anhelo de vivir de manera más auténtica y conectada.

Para aquellos interesados en unirse al programa Trika, ¿podrías detallar cuántas sesiones incluye y cuál es la duración total del programa?

La formación que llamamos Posgrado en Bioenergética Trika se extiende a lo largo de 400 horas distribuidas en dos años. Los participantes pueden optar por asistir una o dos tardes por semana, además de participar en algunos fines de semana intensivos, todo presencial en Barcelona. Sin embargo, es importante destacar que Trika va más allá de un curso tradicional centrado en la adquisición de conocimientos. Es un espacio de práctica y exploración del cuerpo y la conciencia, donde cada participante avanza a su propio ritmo, descubriendo y conquistando estados humanos que les permiten vivir de una manera más conectada y auténtica. En Trika, abrimos el espacio para el despliegue del ser, pero son los alumnos quienes, con su compromiso y exploración, trazan su propio camino de transformación.

Más artículos

Mónica La Yaya, experta de confianza en santería

Al buscar soluciones en el campo del esoterismo y...

Últimos artículos